martes, 22 de diciembre de 2009

Espíritu Insomne

¿Qué paz se encuentra
En esta lenta e inevitable tortura?
En el alma el miedo se adentra
Y en el corazón se quiebra indomable endidura.

¿Cercano al descanso eterno?
Mas en agonía interminable:
Bosque oscuro y sempiterno;
Abismo profundo y abominable.

Ese solitario y taciturno momento
antes que la mente y el cuerpo lleguen al sueño.
Luna nueva a luna nueva aumenta el tormento
Y de la calma y silencio ningún ser se proclama dueño.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada